El plan econòmico de saqueo y destrucciòn del paìs llegò al lìmite. La poblaciòn no aguanta màs y el descontento es generalizado. El gobierno teme movilizaciones con disturbios en los pròximos dias.El dòlar toca un nuevo màximo històrico, se vende a $31.40 en bancos privados y casas de cambio. La inflaciòn volviò a subir en julio y se espera que la inflaciòn de agosto llegue al 4 %.

La pobreza se agudiza y segùn el obseratorio de la UCA a fin de año estarà casi en un 40 %. el riesgo paìs no para de subir y el financiamiento externo ya no existe. La industria sufriò su peor caìda en casi 20 años, un 6,7 %. Las metas con el FMI no se cumplen y no hay plan B. Sòlo queda la militarizaciòn y la represiòn a las movilizaciones. Los despidos de fàbricas es moneda corriente en toda la repùblica, a diario cientos de empleados quedan en la calle. Los maestros en la provincia de Buenos Aires aùn no cierran paritarias, los profesores universitarios terminan la tercer semana de paro por el desfinanciamiento de las universidades nacionales y salarios de miseria. Picchetto se prepara para a asumir vìa asamblea legislativa y Macri estarìa negociando huir del paìs junto a su familia y amigos. La destrucciòn de la Argentina en casi 3 años de gobierno neoliberal controlado por la embajada estadounidense està llegando a su fin, sòlo faltarìan los arreglos de la salida del presidente Macri.

Deja un comentario