Uncategorized

La inhibición de FIFA a San Lorenzo: el último cachetazo al sueño presidencial de Tinelli en AFA

Tras su licencia al club de Boedo y las internas de la Liga Profesional por las sanciones a Boca se sumaron los problemas de rating de su programa, el veto del poder político y una sanción económica que puede perjudicar su fortuna personal.

Marcelo Hugo Tinelli pasa sus horas más difíciles, ve como el poder que supo construir como el máximo referente de la televisión argentina de los últimos 20 años se licúa y sus extensiones al mundo del fútbol vuelven a diluirse entre promesas de socios temporales que lo abandonan.

Luego de ser pionero en violar las medidados de Asilamiento Social Preventivo y Obligatorio en pleno 2020 cuando se fue a “aislarse” a Esquel, Tinelli siguió su objetivo de consolidarse como presidente de la Liga Profesional para cumplir el sueño que perdió en 2015: ser presidente de la Asociación del Fútbol Argentino. En los planes de Tinelli y sus socios, como en los de un reconocido consultor político que lo asociaba, no figuraban dos sujetos claves: Lionel Scaloni y su conquista de la Copa América y los televidentes, que aburridos hasta el hartazgo del mismo formato eligieron otros programas más cercanos como Mastercheff o La Voz. 

Las malas noticias son moneda corriente hoy en día en San Lorenzo. El club del Bajo Flores debe abonarle al Palestino de Chile una cifra cercana a los 2.5 millones de dólares. En caso hacerlo antes del próximo mercado, podrá levantar la inhibición impuesta por FIFA e incorporar con normalidad.Esto se debe al no haber abonado en tiempo y forma lo estipulado por el TAS. Paulo Díaz, actual jugador de River, estuvo en San Lorenzo entre 2016 y 2018 y llegó a disputar 69 partidos. Luego fue transferido al Al-Ahli de Arabia Saudita y el “Ciclón” nunca le abonó al club chileno el 50 por ciento que tenía de su ficha.

San Lorenzo se encuentra sumergido en un contexto en el que se precisa mucha cintura para negociar. No hay plata y sobran deudas en medio de una crisis de desató en los últimos tiempos y se agudizó con las devaluaciones. La licencia de Tinelli no hizo más ahondar diferencias entre los propios miembros de la CD sanlorencista.

Los mismos que lo rodeaban son los que hoy buscan un sucesor en la conducción de la Liga Profesional. Los que le armaban reuniones a Tinelli, hoy se desesperan por encontrar alguien que encaje. Pensaron en Juan Sebastián Verón o Rodolfo D´Onofrio pero el manejo de Eduardo Spinosa en Puerto Madero intenta subsistir al post tinellismo. Algunos creen que es cuestión de tiempo para que la sucesora de la Superliga ya no tenga razón de ser y se termine el doble comando en el fútbol argentino.

Somos un sitio de noticias independiente. Registro de la propiedad intelectual: en trámite